noviembre 26, 2021

Renuncia el director de agua y saneamiento, deja un cochinero.

ALGUIEN LO TENIA QUE DECIR
Por: Nicolás Gochy
Todo está consumado, el próximo lunes 22 de diciembre, el actual director del organismo de agua y saneamiento de la capital mexiquense Juan Mario Domínguez Alonso, deja la titular de este organismo para buscar de lleno trabajar para lograr el triunfo de la planilla que contenderá en las próximas elecciones municipales y donde ya está apuntado como regidor del próximo cabildo toluqueño.

Pero esta designación no es un producto de su gran maniobrabilidad al frente del organismo que dirigió los últimos dos años, de hecho, cuando estuvo al frente del mismo se enfrentaron diversos señalamientos que en más de una ocasión lo colocaron en una no muy deseable posición frente a la opinión pública y la opinión publicada también.
La designación como candidato a regidor le corresponde de manera directa y exclusiva a la actual alcaldesa de la capital mexiquense Martha Hilda González Calderón pues  fue ella y nada más que ella la que lo apunto en la lista que ha llegado a las oficinas del gobernador y que incluso ya fue palomeada como la ideal para contender en este municipio que hoy por hoy y de acuerdo al diagnóstico que tiene el titular del ejecutivo pudieran estar en severo riesgo de perderse.
Sin embargo, lo que parece interpretarse como una pérdida total de la brújula política es que si el Partido Revolucionario Institucional pretende contender con personalidades de esta casta, lo más seguro es que los vaticinios se cumplan.
Explico por qué.
Este personaje ha sido involucrado en severos cuestionamientos de parte de los integrantes de la oposición al interior del cabildo toluqueño de hecho, como lo comento la tercer sindico Rocío Pedraza Ballesteros, a decir del propio tesorero municipal, por primera ocasión, el ayuntamiento de Toluca ha tenido que destinar recursos al organismo de agua que se encuentra en franca bancarrota.
Y esto en realidad sorprende pues desde hace muchos años, era el propio organismo quien estaba en condiciones financieras más que solventes para poder hacer transferencias al gobierno municipal, muchas veces así se hizo, derivado del manejo más o menos bueno que se hacía de sus finanzas.
Además, este personaje ha logrado generar en estos dos años una condición de franco temor a los contribuyentes quienes lo ven como el reacio ejecutor de cierres de agua y cerrazón extrema para poder negociar ante lo que muchos consideran maniobras que no cuadran con un municipio educador e incluyente como lo pregona su jefa política.
A esto se suma una más que inexplicable y al parecer cuantiosa fortuna que ha logrado amasar este señor quien antes de este puesto solo se desempeñaba como jefe de departamento y asesor en la Cámara de Diputados y en la Comisión de Aguas del Estado de México.
De hecho existen ya las pruebas documentales para que en una siguiente entrega de esta columna podamos conocer un poco más de las casas, y los terrenos que ha adquirido en los últimos meses y como ahora resulta con muchos políticos, simplemente no cuadran con los ingresos que legalmente reportaron haber tenido durante su función pública.
Este asunto dará mucho mas de que hablar, hay mucha tela de donde cortar y muchas aristas que no han sido limadas, sin duda, Juan Mario Domínguez Alonso podría convertirse en la piedrita del zapato de Martha Hilda González Calderón y pasar de ser el gran proveedor de recursos que a la fecha a ser el gran lastre que pudiera perjudicar a varios más.

         

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Publicaciones relacionadas

Haga un comentario